El órgano electoral venezolano valida el primer paso para el revocatorio contra Maduro

El CNE da por bueno el 1% de las firmas recogidas en los 24 Estados para activar el referendo contra el presidente.

La noche de este lunes la presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela, Tibisay Lucena, declaró completadas las dos primeras fases del proceso de activación del referendo revocatorio que la oposición exige contra el presidente Nicolás Maduro. Según la funcionaria, la opositora Mesa de Unidad Democrática (MUD) logró traspasar el requisito de 1% de las firmas del padrón electoral de cada provincia para acreditarla como grupo promotor del referendo. Ahora la MUD dispone de dos días hábiles, cuyas fechas no precisó Lucena, para solicitar al organismo electoral que se abra el periodo de recolección del 20% de las firmas del padrón electoral nacional necesarias para convocar finalmente el proceso refrendario.

Sin embargo, la rectora principal del CNE no anunció –al contrario de lo que se esperaba- las fechas para la recolección de las nuevas firmas, una información que los representantes opositores exigen como condición para sentarse a la mesa de diálogo. Según fuentes opositoras, se espera que esa actividad tenga lugar durante la primera quincena de septiembre próximo.

La declaración de Lucena se produjo con casi tres horas y media de retraso. Durante la espera, el expresidente del CNE, actual alcalde de Caracas y una de las estrellas nacientes del régimen, Jorge Rodríguez, había solicitado se pospusiera el anuncio, en vista de las “irregularidades” que, según el oficialismo, se cometieron durante la primera fase de recolección de firmas y que le han llevado a calificarla como “un fraude”.

El propio Rodríguez, a nombre del oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), introdujo ante el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) un recurso de amparo para suspender los efectos de la recolección de firmas y anularla. El TSJ es el brazo judicial del chavismo y no se recuerdan sentencias en su contra

Para tomar en cuenta la inquietud del chavismo, Lucena también dijo que el CNE solicitará a la Fiscalía General una investigación sobre los casos de aparente suplantación de identidades –poco más de 1.300- y de duplicación de firmas detectados por el organismo en las planillas consignadas por la oposición.

La reacción opositora no se hizo esperar. El gobernador del estado de Miranda y dos veces excandidato presidencial, Henrique Capriles Radonski, celebró desde su cuenta de Twitter, pero sin ahorrarse una punta para el CNE: “Cuando no hay vergüenza con la gente, ¡declaración de (la señora) Lucena. Conclusión: superado 1%, vamos (por) el 2º ¡y el país movilizarse para ello!”.

Por su parte, el Coordinador Ejecutivo de la MUD, Jesús Torrealba, criticó que la aprobación del 1% de las firmas se produjera tan tarde –la primera entrega se produjo el 2 de mayo- y censuró su propia ejecución: “Es impropio, ilegal incluso, pedirle el 1% a la MUD, un actor suficientemente validado para ser promotor”. De todas maneras, se dijo confiado en que el referendo revocatorio se realice este año “con la legítima presión del venezolano y la presión internacional”.

Para revocar al presidente Nicolás Maduro se necesita más de los 7,5 millones de votos con los que fue elegido en 2013. Según la firma Venebarómetro, 73,4% de los venezolanos reprueba su gestión y 64% de los electores votaría para que saliera del poder.

 

Vía: http://internacional.elpais.com/internacional/2016/08/02/america/1470096404_019152.html

El chavismo agotará las vías legales para evitar el revocatorio de Maduro

La oposición, que cuenta con mayoría en el Parlamento, es partidaria del referéndum.

El diputado chavista Diosdado Cabello ha asegurado hoy que el régimen de Maduro agotará las vías legales para impedir el revocatorio del presidente, y que ha impulsado la oposición al poder. «Vamos a hacer, dentro de las vías legales, todo lo que tengamos que hacer para que ese referendo no se lleve a cabo, denunciando los atropellos, las mentiras y el fraude de la derecha venezolana», dijo Cabello en una conferencia de prensa desde el estado Zulia.

El chavista reiteró que para este año «no hay manera» de que se realice el referendo como lo espera la oposición pues, aseguró, el proceso dura al menos nueve meses desde el momento en que se produce la recolección de firmas equivalentes al 20 por ciento de los inscritos en el registro electoral, unos cuatro millones de apoyos. «La derecha nunca ha querido que se haga referendo este año, si ellos lo hubieran deseado, la mitad del período (de Maduro) comenzaba el día 11 de enero, y esperaron hasta mayo», agregó Cabello, quien culpó a la oposición de cometer fraude durante la fase inicial del proceso, que consistió en la recolección de firmas equivalentes al 1 por ciento de los inscritos, cerca de 200 mil votantes.

La oposición espera que el Consejo Nacional Electoral (CNE) confirme hoy que su plataforma Mesa de la Unidad Democrática cumplió con el requisito del 1 por ciento y convoque a la recolección del 20 por ciento de las «manifestaciones de voluntades». Antes, el chavista Jorge Rodríguez, jefe de la comisión presidencial creada para supervisar la solicitud de revocatorio, aseguró que ese referendo, que la oposición persigue desde hace varios meses, «está muerto».

Además, el gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) pidió el martes pasado al Poder Electoral cancelar la inscripción como partido de la opositora (MUD), por «fraude electoral» en el proceso.

 

Vía: http://www.abc.es/internacional/abci-chavismo-muerto-revocatorio-pese-contar-millones-firmas-apoyo-201608020032_noticia.html

El chavismo solicita la anulación de la MUD como partido político

La maniobra pretende evitar que avance el revocatorio contra Maduro que pretende la oposición.

El chavismo ha sacado este martes un as debajo de la manga. Jorge Rodríguez, alcalde de Caracas y dirigente del Partido Socialista de Venezuela (PSUV), ha solicitado al Consejo Nacional Electoral (CNE) –controlado por el oficialismo– la anulación de la inscripción de la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) como partido político por supuestos fraudes cometidos en la recaudación del 1% de las firmas necesarias para activar un referendo revocatorio contra el presidente, Nicolás Maduro.

Rodríguez ha insistido en que más de 50.000 firmas fueron anuladas por “irregularidades muy graves” y otras 250.000 por no cumplir con los requisitos exigidos para su validación. “Es el fraude electoral más gigantesco que se haya cometido en el país”, dijo el alcalde de Caracas.

La MUD figura como el partido solicitante del referéndum, lo que supone un revés en el proceso revocatorio. “¿Cómo se va a activar un artículo de la Constitución (el referéndum revocatorio) con un basamento tan profundamente manchado?”, se ha preguntado el oficialista tras reunirse con la presidenta del CNE, Tibisay Lucena, a quien ha entregado el documento con la solicitud de anulación la coalición opositora.

En los siguientes días, el Consejo Electoral evaluará el expediente presentado por el partido gobernante para decidir si accede a la anulación de la MUD.

Entretanto, Henrique Capriles, gobernador del Estado de Miranda y excandidato presidencial, ha calificado como una “locura” la maniobra del chavismo: “Esas locuras tienen detrás una intención: robarle al pueblo venezolano el revocatorio”.

La tensión se ha incrementado por la ausencia de una respuesta del poder electoral en torno al referéndum. El CNE había prometido pronunciarse antes del martes sobre las firmas validadas por la oposición a finales de junio, pero no ha hecho ningún anuncio. A última hora de la tarde aseguró que se pronunciará el próximo lunes.

La oposición ha convocado para este miércoles a una movilización hacia todas las sedes principales del Consejo Electoral en el país para exigir una fecha para conseguir el 20% de las firmas de los votantes –más de cuatro millones– necesarias para avanzar en un revocatorio. “Creo que la señora Lucena está subestimando al pueblo venezolano… Está jugando con la paciencia del pueblo”, aseguró Capriles.

El chavismo ha perdido popularidad producto de la crisis. Una encuesta de la firma Venebarómetro divulgada recientemente señala que un 64% de los votantes venezolanos revocaría a Maduro como presidente de haber elecciones en este momento.

Las condiciones del diálogo.

El chavismo ha intentado impedir en otras ocasiones la activación del revocatorio. En junio, el oficialismo presentó una demanda ante el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) por el supuesto fraude en las firmas presentadas por la oposición para solicitar el referéndum.

Pero la oposición ha insistido en que el revocatorio es la única manera de emprender un diálogo con el Gobierno. “El referendo es innegociable. Los que preguntan por el diálogo, se lo decimos: no vamos a hacer el papel de tontos útiles”, afirmó Capriles.

El diálogo, la principal apuesta de Maduro a la crisis política, ha contado con la mediación del exjefe de Gobierno español José Luis Rodríguez Zapatero y los expresidentes Martín Torrijos, de Panamá, y Leonel Fernández, de República Dominicana. Tanto la oposición como el Gobierno han acordado aceptar la incorporación de representantes del Vaticano para emprender conversaciones.

Horas antes de la petición de anulación de la coalición opositora, Jesús Chuo Torrealba, secretario general de la MUD, había calificado como un avance la liberación de 28 personas consideradas prisioneros políticos.

 

Vía: http://internacional.elpais.com/internacional/2016/07/27/america/1469575614_642837.html

La peor humillación para Maduro: su pueblo huye a Colombia para comer

Imaginen la siguiente escena: sus hijos pequeños se van a la casa del vecino a pedir comida porque ustedes no son capaces de alimentarles. E imaginen que ese vecino es el mismo que ustedes han mirado por encima del hombro durante años.

Eso es lo que está pasando entre Venezuela y Colombia. Decenas de miles de venezolanos están cruzando la frontera para adquirir alimentos básicos y productos de primera necesidad porque el gobierno de Nicolás Maduro no es capaz de administrárselos.

Lo voy a poner peor aún: las imágenes de los venezolanos entrando en masa en Colombia y dando las gracias por alimentarles recorren todo el mundo. Es decir, se enteran no solo sus vecinos, sino otros pueblos, todo el país, el planeta.

¿Hay peor humillación?

Pero Maduro sigue insistiendo en cerrar las fronteras. Esas fronteras están de hecho cerradas desde hace un año por orden de Maduro para contrarrestar el contrabando. Solo pasan enfermos.

El contrabando (el bachaqueo) se produce porque muchos venezolanos compran productos a precios regulados en Venezuela y luego los venden en Colombia a precios muy superiores. Según algunos, eso explica la escasez en Venezuela.

No. La escasez en Venezuela se ha ido fraguando desde hace mucho tiempo, y antes de que explotara ese contrabando. La escasez empezó cuando Hugo Chávez hizo tres cosas: nacionalizar empresas básicas, decretar precios regulados en algunos productos y limitar los dólares que podían comprar los venezolanos.

Ese cóctel arruinó a los productores porque no podían producir a esos precios, o porque no podían importar materias debido a la falta de dólares. Además, vació los supermercados poco a poco. Cuando yo visité Venezuela en 2007 y en 2009, ya había escasez de productos básicos como azúcar, huevos y leche en polvo.

Pero hay una humillación aún peor: Venezuela fue durante mucho tiempo un país que acogió a inmigrantes colombianos por la sencilla razón de que era más rico. Muchos venezolanos miraban por encima del hombro a los colombianos. Ahora, imploran ir a Colombia y dan gracias a los colombianos por abrirles las fronteras.

De los 130.000 que han pasado en los últimos días, muchos se han quedado en Colombia. Según el ministerio de Exteriores de Colombia, desde hace muchos meses, los principales inmigrantes a Colombia son venezolanos.

Todo eso debido a la política económica de Nicolás Maduro y los chavistas. Están sentados sobre la mayor reserva de petróleo del mundo, pero arruinaron al país desde el día en que llegaron.

 

Vía: http://blogs.lainformacion.com/zoomboomcrash/2016/07/19/la-peor-humillacion-para-maduro-su-pueblo-huye-a-colombia-para-comer

Vladimir Padrino, el hombre fuerte de Venezuela

Padrino es uno de los militares premiados por su lealtad tras el intento de golpe de Estado contra Chávez en 2002. Desde entonces fue ascendido sucesivamente.

El ministro de Defensa de Venezuela ha recibido amplias prerrogativas sobre el control de la economía, y es el único que puede garantizar la unidad de las Fuerzas Armadas. ¿Navaja de dos filos?

El presidente Nicolás Maduro ha recurrido a la fuerza castrense para evitar el colapso de su gobierno acosado por la grave crisis política y económica que vive el país sudamericano. Las Fuerzas Armadas de Venezuela coordinarán, por decreto presidencial, la distribución de alimentos, medicinas y otros productos básicos para enfrentar la grave escasez que sufre la población y que ha golpeado la popularidad de Maduro, que cuenta con un rechazo de más de un 70%, según una reciente encuesta de Datanalisis.

“Es una muestra de la debilidad en la que se encuentra Maduro“, afirma Javier Corrales, catedrático del Amherst College, de Massachusetts. Corrales recuerda que el modelo chavista fue desde sus inicios una alianza cívico-militar. “Desde 2003 hasta que murió Chávez en 2013, el ala civil era fuerte, por lo que no tuvo que respaldarse en los militares. A medida que los civiles le retiran su apoyo, Maduro se ve obligado a recurrir a la fuerza castrense“.

Maduro anunció el pasado 11 de julio la creación de la Gran Misión Abastecimiento Soberano, que será dirigida por un Comando para el abastecimiento, conformado por Maduro mismo y el alto mando militar, encabezado por el ministro de Defensa, Vladimir Padrino.

¿Gobierno paralelo? Según el politólogo, al ceder al alto mando militar el control sobre la economía, se le da el control del gobierno con lo que se viola una norma democrática fundamental. “El poder militar tiene que estar subordinado siempre al poder civil y con este decreto, esto se acabó en Venezuela. Porque todos los ministros del gabienete tienen que responder a un militar, lo que se asocia con dictaduras militares“. Por decreto, Maduro entrega amplias prerrogativas a los militares sobre la economía venezolana, incluyendo la autoridad para decidir a nivel municipal, regional y empresarial.

A tres años de las elecciones presidenciales de 2019, la élite del Partido Socialista Unificado de Venezuela (PSUV) se encuentra ante el dilema de si iniciar la transición lejos de Maduro apoyando el referendo revocatorio, o preservar la unidad del partido de cara a las elecciones. La decisión de colocar al ministro de Defensa en una posición de tal autoridad, podría desalentar a quienes coquetean con un cambio próximo. “Es un hombre que ha sido muy claro al señalizar que está del lado del gobierno y que no permitirá que el país caiga en un caos de inestabilidad“, afirma Corrales.

Sin embargo, al otorgar al ministro de Defensa tal poder sobre las tareas del gobierno, Maduro y sus aliados difícilmente podrían resistirse a la realización de un referendo revocatorio si Padrino y otros altos mandos lo respaldan.

Padrino, uno de los hijos de Chávez. Padrino es uno de los militares premiados por su lealtad tras el intento de golpe de Estado contra Chávez en 2002. Desde entonces fue ascendido sucesivamente hasta ser nombrado ministro de Defensa por Maduro en 2013.

Pero analistas recuerdan que tras la derrota electoral del pasado 6 de diciembre, se filtró a la prensa un posible ascenso del general Néstor Reverol al frente del ministerio de Defensa.

“No sólo no pudo destituir a Padrino, sino que Maduro tuvo que destituir a Reverol como comandante de la Guardia Nacional. La realidad nos indica que Maduro no ha podido deshacerse de Padrino, el hombre fuerte del gobierno, quien claramente le ha demostrado a Diosdado Cabello y a Nicolás Maduro quien comanda a las Fuerzas Armadas y al gobierno“, sostiene el periodista Vladimir Gessen en el portal Informe21.com.

Javier Corrales va aún más lejos con una hipótesis que, asegura, no se puede descartar. “Puede que haya habido un semigolpe de Estado. Que los militares hayan advertido a Maduro que se le acabó la oportunidad. No sabemos si Maduro se ha sometido a Padrino o sI éste sigue obedeciendo a Maduro“.

El mercado negro, donde la voracidad continuará. El periodista Vladimir Gessen critica el Socialismo del Siglo XXI que quería instaurar Chávez y que después de 17 años ha llevado a la ruina a su país. Señala que en su afán por que el Estado controle el mercado, se ha dado impulso a otro: “un mercado de prebendas, de corruptelas, de privilegios, un mercado capitalista salvaje conocido como mercado negro“.

Corrales recuerda que en Venezuela el único modo de obtener una ganancia de algún tipo es en los mercados informales. “Consiguiendo acceso a los productos o dólares subsidiados para revenderlos en los mercados informales. Ese es el único modo de obtener una ganancia hoy en día en Venezuela“.

El politólogo advierte que mientras siga habiendo controles de precios, escasez de insumos y de divisas, se tienen todas las condiciones para que crezca el mercado negro y la corrupción: “Al entregar el control sobre la administración y distribución de productos básicos a los militares, que son el cuerpo que menos rinde cuentas en el mundo, se tiene una garantía de que la corrupción continuará“.

 

Vía: http://www.americaeconomia.com/politica-sociedad/politica/vladimir-padrino-el-hombre-fuerte-de-venezuela

Maduro prorroga por 60 días estado de excepción y emergencia económica en Venezuela

A fin de que el Poder Ejecutivo pueda seguir brindando protección a los venezolanos contra la guerra económica”, dice el texto sobre la razón de ser del decreto.

El mandatario había firmado el decreto en mayo por dos meses y entonces dijo que podría extenderlo hasta el 2017, con el argumento de que necesita poderes especiales para luchar contra una “guerra económica” de empresarios y políticos, a quienes culpa de la aguda crisis económica que sufre Venezuela.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, prorrogó por 60 días el estado de excepción y emergencia económica que rige en el país y que le permite gobernar por decreto sin control parlamentario.

El mandatario había firmado el decreto en mayo por dos meses y entonces dijo que podría extenderlo hasta el 2017, con el argumento de que necesita poderes especiales para luchar contra una “guerra económica” de empresarios y políticos, a quienes culpa de la aguda crisis económica que sufre Venezuela.

“Dadas las circunstancias extraordinarias de orden social, económico, político (…) que afectan gravemente la economía nacional, visto que subsiste la situación excepcional, extraordinaria y coyuntural por la cual atraviesa la economía venezolana”, dice el decreto publicado en la Gaceta Oficial que circuló el jueves.

“A fin de que el Poder Ejecutivo pueda seguir brindando protección a los venezolanos contra la guerra económica”, dice el texto sobre la razón de ser del decreto.

Entre las prerrogativas que el Ejecutivo se adjudicó con el decreto están el control del presupuesto, la posibilidad de intervenir empresas y bienes privados con el fin de garantizar el abastecimiento y la suspensión de sanciones contra funcionarios de alto rango del Gobierno.

Maduro también podrá dar atribuciones “extraordinarias” a las autoridades para garantizar -incluso mediante la intervención de las Fuerzas Armadas- la distribución de productos de primera necesidad.

De hecho, en un intento por combatir la grave escasez de alimentos y medicinas, Maduro colocó el martes a los militares a cargo de la distribución y resguardo de los bienes de primera necesidad, en una medida fuertemente criticada por analistas por considerar que no solucionará la crisis.

Los críticos del mandatario socialista aseguran que las largas filas para adquirir alimentos y medicinas y las constantes fallas en los servicios públicos no son producto de una “guerra económica”, sino el corolario de más de tres lustros de políticas socialistas que han arruinado a la industria local.

Venezuela tiene una inflación de tres dígitos, recesión económica y escasez de bienes básicos, por lo que la oposición busca activar un referéndum revocatorio para desbancar a Maduro antes que termine su mandato, en enero de 2019.

 

Vía: http://www.americaeconomia.com/economia-mercados/finanzas/maduro-prorroga-por-60-dias-estado-de-excepcion-y-emergencia-economica-en

Un superministro contra la escasez en Venezuela

La respuesta del presidente Nicolás Maduro a los rigores de la crisis política, económica y social en Venezuela es siempre la misma: apoyarse en quienes más confía, los militares. Las filas para comprar alimentos, los hospitales, las protestas por asuntos políticos o por hambre, son controladas por la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB). El jefe de todo, quien mantiene la estabilidad del gobierno, es Vladimir Padrino López, ministro de Defensa, que se ha convertido en el segundo hombre con más poder en el país.

Padrino López comenzó a ganarse la confianza del alto mando político del chavismo en tiempos de crisis, en 2002, cuando se negó a apoyar a los militares que participaron en el intento de golpe de Estado contra Hugo Chávez. En ese entonces, ocupaba un cargo importante, pero aún modesto: era jefe del Batallón Bolívar, en el Fuerte Tiuna, el principal de la capital.

A partir de ahí el ministro, que egresó de la promoción Juan Gómez Mireles de la Academia Militar en 1984 -puesto 18-, no ha hecho más que ascender dentro de la institución castrense. Su promoción es importante para Maduro: ese mismo año se graduaron, entre otros, la diputada Carmen Meléndez, que ha sido ministro de la Defensa, de Interior y Justicia y del Despacho del presidente, y Miguel Rodríguez Torres, que fue su ministro de Interior y Justicia, pero ahora se ha distanciado del gobierno.

El general ha sido una suerte de salvavidas para Maduro en tiempos de crisis: durante las fallas eléctricas, formó parte del Estado Mayor Eléctrico; durante los escándalos de corrupción, integró la comisión presidencial que estudió la asignación de divisas, e incluso lideró el Plan República en la custodia de los materiales electorales en la elección presidencial que ganó Maduro, con mínima diferencia, a Henrique Capriles.

La Gran Misión Abastecimiento Soberano.

Pero la noche del 11 de julio el presidente le entregó más poder a Padrino López, en un área esencial para la economía, en medio de la crisis más grave que ha sufrido Venezuela en décadas: coordinará la Gran Misión Abastecimiento Soberano, la apuesta del mandatario para superar la escasez de comida que azota al país, misión para la cual todos los ministros serán sus subordinados, una potestad que antes era exclusiva del vicepresidente y del propio presidente.

El ministro de Defensa debe ahora encargarse de supervisar la implementación de políticas públicas para mejorar el sistema agroproductivo e industrial, así como la distribución de alimentos y fármacos. Debe, en esencia, transformar el modelo productivo en un país que no produce casi nada.

Para lograrlo, cuenta con total discrecionalidad: puede dictar resoluciones en tiempo real en empresas y comunidades en todo el país, y sólo debe reportar su trabajo ante el presidente de la República.

Rocío San Miguel, directora de la ONG Control Ciudadano, opinó que con Padrino López al frente del Gobierno, Maduro simplemente guarda las apariencias de que controla plenamente el poder en medio de la crisis.

Pero advierte: “Padrino López es un oficial bisagra, se adapta a las desesperadas necesidades de Maduro y a la vez mantiene las apariencias de orden en la FANB. Entiende el significado de los enormes peligros de la transición, pero también sus oportunidades. Cometen un error quienes lo ven desde la oposición como un posible aliado y desde el chavismo como traidor”.

A Padrino López, aseveran fuentes de la FANB, le reconocen su “disciplina, efectividad para tomar decisiones en medio de situaciones estresantes, y respeto a la autoridad”. Quizá esos atributos hicieron que se ganara la confianza de Chávez y se convirtiera en la mano derecha de Maduro.

 

Vía: http://www.elmundo.es/internacional/2016/07/14/578690f0468aeb0b2c8b4614.html

Rodríguez Zapatero se reúne con Maduro en el palacio de Miraflores

El gobernador del estado de Miranda, el líder opositor Henrique Capriles, ha expresado su preocupación ante el modo en que se está gestionando la cuestión del diálogo entre los mediadores.

El expresidente del Gobierno español José Luis Rodríguez Zapatero se ha reunido este miércoles con el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, en el Palacio de Miraflores, en el marco de su última visita al país. Tras la reunión, que ha durado unas dos horas y en la que también ha participado la ministra de Relaciones Exteriores venezolana, Delcy Rodríguez, ninguno de los dos ha ofrecido declaraciones a la prensa.

Zapatero, junto al panameño Martín Torrijos y al dominicano Leonel Fernández, forma del grupo de expresidentes que trata de mediar para que Gobierno y oposición acuerden un diálogo para poner fin a la crisis venezolana. El expresidente socialista llegó el pasado viernes a Caracas, donde hasta ahora se ha reunido con numerosos representantes tanto del Gobierno como con líderes de la oposición. En una entrevista concedida a Globovisión este miércoles, Zapatero se ha mostrado optimista sobre el diálogo político porque, si bien hay «antagonismos fuertes», asegura que ambas partes están unidas por «sentirse venezolanos».

Ante sus recientes declaraciones, el gobernador del estado de Miranda, el líder opositor Henrique Capriles, ha expresado su preocupación ante el modo en que se está gestionando la cuestión del diálogo entre los mediadores, a los que ha señalado de no tomarse en serio la crisis del país, críticas a las que Zapatero ha restado importancia. «Los mediadores no tenemos que gustarle a todo el mundo, pero sí trabajar para todos los venezolanos», ha zanjado.

 

Vía: http://www.abc.es/internacional/abci-rodriguez-zapatero-reune-maduro-palacio-miraflores-201607140818_noticia.html

Maduro en las cuerdas: ahora anuncia la toma militar de los puertos para controlar los alimentos

Ya el lunes, en un intento por evitar el colapso total del país, Maduro nombró al ministro Padrino como responsable de la distribución de alimentos, medicina y bienes básicos.

En un nuevo intento por controlar la distribución de los escasos bienes, el mandatario adoptó la medida. Acusó, además, a Estados Unidos de querer intervenir el país.

El mayor general del Ejército de Venezuela Efraín Velasco fue nombrado presidente de Bolivariana de Puertos (Bolipuertos), ente que administra las instalaciones de carga marítima del país, en un nuevo intento del Gobierno de Nicolás Maduro por recomponer la menguada situación económica del país. La información la entregó el mismo jefe de Estado este martes durante su programa semanal televisivo “En contacto con Maduro”.

De esta forma, los puertos del país quedarán bajo el mando de la autoridad militar. “Hoy tomamos cinco puertos fundamentales del país: Guanta, La Guaira, Puerto Cabello, Maracaibo y Guamache”, dijo el mandatario, tras reunirse con el ministro de Defensa, Vladimir Padrino. Cada puerto tendrá un jefe militar, detalló Maduro. “Con estas designaciones, con esta toma cívico militar de estos puertos”, espera que “empiecen a funcionar como tienen que funcionar”.

l presidente afirmó que los militares encontraron “caos, desorden” en los lugares donde se desplegaron. “¿Ustedes saben para qué es el caos? El caos es para la maldita corrupción”, añadió Maduro, quien pretende con todas estas medidas revolucionar los tres motores de la Gran Misión Abastecimiento Soberano, uno de los planes que busca garantizar bienes básicos farmacéuticos, industriales y agroalimentarios.

“Esto es una guerra”. Ya el lunes, en un intento por evitar el colapso total del país, Maduro nombró al ministro Padrino como responsable de la distribución de alimentos, medicina y bienes básicos. El mandatario también informó que los expertos del Gobierno detectaron 18 rubros que son esenciales para el pueblo venezolano, los que “debemos garantizar”, reveló. Además es imperativo, según el político, romper el paradigma “que nos quiere imponer el Pentágono de crisis humanitaria para intervenir Venezuela”.

Maduro preguntó “¿qué crisis humanitaria? Venezuela lo que tiene es un espíritu humanitario, humanista, patriótico y revolucionario”. Cuando firmó el decreto ante las cámaras, el dirigente expresó que espera “imponer orden y autoridad en todas las cadenas de la economía” como respuesta a lo que califica como un “sabotaje” de la oposición para tratar de sacarlo del poder. “Esto es una guerra”, apuntó.

 

Vía: http://www.americaeconomia.com/politica-sociedad/politica/maduro-en-las-cuerdas-ahora-anuncia-la-toma-militar-de-los-puertos-para-c

Citibank cerrará las cuentas del Banco Central de Venezuela

Maduro considera que se trata de un “bloqueo financiero” hacia su país.

Citibank ha anunciado tras una revisión de riesgos que cerrará las cuentas del Banco Central de Venezuela (BCV) y del Banco de Venezuela en un mes. Según el presidente Nicolás Maduro, la medida supone un “bloqueo financiero” del Estado venezolano, que utiliza el banco estadounidense como intermediario para sus transacciones en moneda extranjera.

La entidad financiera ha tomado la decisión tras una revisión periódica de gestión de riesgos en Venezuela. El banco estadounidense ha señalado en un comunicado que la medida no es un reflejo de su “compromiso con un país”, con el que trabaja desde hace casi 100 años. El control cambiario en este país ha restringido el acceso a dólares, motivo por el que el BCV y el Banco de Venezuela utilizan a Citibank como intermediario para las operaciones en moneda internacional.

“Hemos decidido suspender los servicios de banco corresponsal [para las operaciones en divisas] a todos los clientes en Venezuela, públicos o privados”, explicó a Bloomberg el portavoz de Citigroup Juan Iramain. La medida, añadió, no implica reducir la presencia de la entidad financiera en Venezuela o dejar de operar en el país. La filial venezolana del Citi ha ido cerrado algunas cuentas de tarjetas de crédito desde el año pasado.

La recesión intimida a los inversionistas extranjeros desde hace dos años. Ya en 2014, el índice de mercados emergentes de JP Morgan, indicaba que Venezuela ostentaba el riesgo país más elevado del mundo. La situación se ha deteriorado desde entonces. Para Maduro, el derrumbe económico obedece a una supuesta “guerra” fraguada por un grupo de empresarios, la oposición y el Gobierno de Estados Unidos para desestabilizar al chavismo.

Pero la caída de los precios del petróleo, el riguroso control cambiario impuesto en 2003, las expropiaciones de empresas privadas, la elevada inflación (180,9% en 2015, según el banco central), la escasez de productos y los conflictos políticos han hecho del país un territorio inestable para las inversiones extranjeras.

La fuga de los inversionistas es solo uno de los síntomas del declive financiero. El pasado viernes, la empresa estadounidense Kimberly-Clark suspendió de forma indefinida sus operaciones como consecuencia de la crisis en el país.

Seis empresas multinacionales se han retirado este año del país sudamericano debido a la crisis económica. El desplome financiero en Venezuela ha ahuyentado al gigante General Mills, que en marzo vendió todos sus negocios debido a las pérdidas económicas. Otra compañía internacional que ha suspendido de forma indefinida sus operaciones es Bridgestone.

Además, varias aerolíneas se han retirado de Venezuela. Latam, la mayor de Latinoamérica, anunció en mayo el cese “temporal e indefinida” de sus rutas al país, días después de que hiciera lo propio Lufthansa.

Ocupación de una fábrica

“Esta decisión es tomada después de años en los que la compañía ha procurado hacer frente a complicadas circunstancias más allá de su control, como la incapacidad para comprar materia prima, lo que en los últimos dos meses ha ocasionado que la mayoría de las líneas de producción cierren, así como la carencia de divisas y el rápido aumento de la inflación”, explicó la corporación mediante un comunicado.

Kimberly-Clark produce papel higiénico, toallas sanitarias, pañales desechables y servilletas, difíciles de encontrar en un país con altos índices de escasez que obligan a los venezolanos a formar enormes filas en supermercados y farmacias.

La reacción del Gobierno ante el cese de operaciones de la transnacional estadounidense ha sido la toma de sus instalaciones en Venezuela. “¿Es que ustedes creen que nos van a detener activando un bloqueo financiero? No señores, este es otro mundo, a Venezuela no la detiene nadie. Con Citibank o sin Citibank, nosotros vamos, con Kimberly o sin Kimberly, Venezuela va”, dijo Nicolás Maduro.

Oswaldo Vera, ministro para el Trabajo y Seguridad Social, acudió el lunes a la planta de Kimberly-Clark, ubicada en el Estado de Aragua (centro del país), para firmar un decreto de ocupación inmediata que reactive las operaciones en esta fábrica: “Empresa que sea cerrada, empresa que será ocupada y abierta por los trabajadores y el gobierno revolucionario”. Los cierres de estas empresas internacionales son otro golpe más para la maltrecha economía de Venezuela, que depende de las importaciones y de la venta del petróleo.

Vía: http://internacional.elpais.com/internacional/2016/07/12/actualidad/1468311643_987605.html